Cuidado EmocionalLa negación, ¿por qué siempre repito la misma historia? - Cuidado Emocional

29 de octubre de 2020by adminfhs0

La negación es un sistema defensivo por el que todos debemos pasar en algún momento en el que sufrimos un cambio impuesto o elegido, como puede ser un divorcio, despido, la pérdida de una ser querido, problemas familiares o situaciones adaptativas como la que estamos viviendo con el C.19.
La negación se presenta siempre como primera fase emocional adaptativa y tiene varias formas dependiendo de la personalidad de cada uno. Hoy os explico las tres representaciones, ¿con cuál te identificas tú?

Manifestaciones de la negación

La primera es la resistencia. En esta presentación de la negación no podemos ni queremos hablar del tema, evitamos escuchar cualquier cosa que se relacione con lo que estamos viviendo, nos cerramos al mundo para no ver la realidad ocupándonos de otras cosas. Nos entretenemos con la vida de otros para no mirar nuestras vidas. Lo cual nos hace gastar una tremenda energía siempre buscando fuera para no mirar dentro.

La segunda es la exageración, donde en palabras generales, nos hacemos los fuertes y procedemos a la lucha negando nuestra debilidad, dificultad e impotencia ante la noticia. Cuanto más fuerte se crea la persona más se opondrá. Nos lo echamos todo a las espalda pensando que podemos con todo hasta que nuestro cuerpo nos para y nos dice basta. O por lo contrario nos hundimos en el victimismo y vivimos siendo unos sufridores crónicos. No mirando más allá de nosotros mismos.

La tercera y última manifestación de la negación es el falso optimismo donde la persona no se encuentra presente en el aquí y ahora, se evade, recuerda situaciones pasadas para conectarse con el bienestar y desplaza su atención hacia otra dirección o se distrae proyectando en el futuro nuevas situaciones, haciendo planes como si nada estuviese ocurriendo. Huye del presente porque este es demasiado doloroso.

Cuando la persona acude a mi consulta a veces suele llegar presente de como se enfrenta a su vida, mientras que en otros casos, no se repite un mismo patrón que le hace volver a repetir la misma historia, el mismo tipo de pareja, relaciones, trabajos o conflictos familiares no sabiendo cómo salir de la misma forma de afrontación.

Todo esto va asociado a distintas manifestaciones mentales, emocionales y corporales que se manifiestan en relación con las representaciones de las que hemos hablado.

Representaciones mentales, emocionales y corporales de la negación

Por ejemplo, mentalmente la negación puede provocar resistencia a pensar o hablar del tema cerrando totalmente su mente porque no estás preparado para asumir el cambio. Y es aquí cuando todos te preguntan por tu enfermedad, ese trabajo que no llega o ese bebe que no aparece a pesar de ser tan deseado y el alrededor no ayuda más bien daña.

A nivel emocional, se pueden tratar de eliminar todos los sentimientos desagradables y aparece rechazo hacia las emociones, apareciendo una armadura emocional ocultando tus sentimientos. A veces, la persona no sabe ni qué siente: enfado, tristeza, culpabilidad, etc. Es como si la invadiera un torbellino emocional y el alrededor no lo comprende.

Por último, el cuerpo puede representar la negación con síntomas como nauseas, vómitos, dolor de estómago y otros problemas digestivos que demuestran la incapacidad de digerir el proceso y la necesidad de elaborar otro de asimilación más largo. El problema es cuando la negación se distiende en el tiempo y puede convertir el síntoma en una enfermedad digestiva entre otras.

Además, también cambiamos nuestro lenguaje corporal, por ejemplo, cruzando los brazos inconscientemente subrayando nuestro hermetismo y nos vamos apartando del resto sin ni siquiera saberlo.

¿Te reconoces en alguna de ellas? Pregúntate. Si no aprendes pronto a reconocerte y autorregularte la vida se encargará de pararte, para que mires si tienes que mirar, avances, crezcas y evoluciones cerrando una etapa de tu vida.

Si necesitas descubrir las raíces y causas profundas de tus negaciones, te ayudo a aprender cómo confluir contigo mismo para conseguirlo como mi Método de Autoapoyo Holístico. Puedes escribirme un email a info@cuidadoemocional.es o un Whatsapp a mi número 635818471 y te informaré de lo que necesites. Soy Oliva Franzón, Enfermera Terapeuta Holística. Descubre más sobre mi y mis terapias en mi web.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *